Estados UnidosPolíticaTrump

Republicanos respaldan a Donald Trump

Seis de cada 10 republicanos respaldan al expresidente Donald Trump como líder de su partido, un poco más que la proporción de demócratas que se alinean detrás del liderazgo del presidente Joe Biden.

Analistas políticos consideran que se trata de una señal de la fuerza duradera de Trump en su partido a medida que se acerca el inicio de la temporada de primarias y a pocos meses de las elecciones legislativas, en las que los republicanos esperan recuperar el control de ambas cámaras.

Casi un año y medio después de dejar la presidencia, la influencia de Donald Trump sigue siendo amplia, aunque no monolítica: el 60% de los republicanos y los independientes de tendencia republicana dicen que el Partido Republicano debería seguir su liderazgo, mientras que el 34% prefiere una nueva dirección.
En particular, la cifra supera ligeramente el respaldo al liderazgo de Biden dentro de su partido, del 53-38% en la encuesta que publicó hoy ABC News/The Washington Post.

Además, el apoyo a Trump dentro del Partido Republicano se ha mantenido desde que dejó el cargo: el 60% que está a favor de su liderazgo ahora es esencialmente el mismo que en una encuesta de ABC/The Post a mediados de enero de 2021, el 57%, poco después de los disturbios del 6 de enero en el Capitolio.

De todos modos, el apoyo cayó notablemente del 76% en una pregunta similar en febrero de 2018.
Indiana y Ohio van hoy a las urnas y la temporada de primarias de mitad de período de primavera/verano se acelera a partir de ahora, con una docena de primarias y una segunda vuelta este mes.

La carrera política de hoy enfrenta al candidato respaldado por Trump, J.D. Vance en las primarias republicanas de Ohio para el Senado contra varios otros favoritos que también han tratado de abrazar el «trumpismo».

El expresidente, que aún no anunció si se presentará para la presidencia de 2024, cuenta con un amplio apoyo intrapartidista, incluso cuando una escasa mayoría en general sigue a favor de acusarlo de incitar los disturbios en el Capitolio el 6 de enero de 2021 mientras los legisladores realizaban el conteo de los votos electorales para confirmar el triunfo de Biden.

Asalto al Capitolio: el último golpe de Trump
Pese a la revuelta del capitolio, Trump goza de apoyo en su partido

Al mismo tiempo, el público está dividido en cuanto al trabajo del comité de la Cámara de Representantes que investiga el violento motín.

Los estadounidenses están divididos entre un 40 y un 40% sobre si el comité está llevando a cabo o no una investigación justa e imparcial de los disturbios. Un 20% sustancial no tiene opinión al respecto, en la encuesta producida para ABC por Langer Research Associates.

Las divisiones partidistas sobre la cuestión son agudas. En general, el 52% sostiene que Trump debería ser acusado de un delito por su papel en los disturbios.

Se trata de una cifra similar a los resultados registrados solo una semana después del ataque, cuando el 54% dijo que Trump debería ser acusado específicamente de incitar a un motín.

En particular, casi una cuarta parte de los que piensan que Trump debería ser acusado de un delito no consideran que la investigación del comité de la Cámara de Representantes sea justa e imparcial.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
error: